¿Cómo saber si el gato está estresado?

¿Cómo podemos saber si nuestro gato está padeciendo problemas de estrés?

El estrés en el gato, igual que en los humanos, es una respuesta natural del organismo, un mecanismo de supervivencia, que nos permite reconocer el peligro ante una situación determinada y nos prepara física y psiquicamente para el enfrentamiento o la huída.
El problema surge cuando ese mecanismo se dispara en forma constante o sostenida en el tiempo.




¿QUE COSAS ESTRESAN A UN GATO?

No sería necesario ni mencionar el estrés que sufre un gato cuando recibe castigos, maltrato o carece de vínculos afectivos con sus dueños.
Sin llegar a casos extremos hay otras situaciones estresantes para un gato, tales como vivir en un lugar demasiado ruidoso, la llegada de otras mascotas a la casa o advertir la presencia de animales que merodean en el exterior.
Algo que causa un estrés superlativo en los gatos son las mudanzas y en menor grado los cambios que ocurren dentro del hogar.




El gato es un animal de costumbres, para sentirse seguro le gusta que todo esté en el mismo lugar y las cosas en la casa matengan dentro de la rutina que conoce.
Cualquier cambio dentro de su «territorio» por mínimo que sea ya es motivo para que se estrese.
Le produce un fuerte estrés cuando se cambian los muebles de lugar, se realiza una nueva decoración y peor aún cuando se hacen obras de albañilería o ingresa gente extraña a realizar reparaciones.
Dentro de las cosas que más los afectan se encuentran las salidas de sus dueños por largos períodos.




SÍNTOMAS DE QUE EL GATO ESTÁ ESTRESADO

Duerme menos de lo normal y se muestra alerta, inquieto o asustado.
Se lame y se muerde en forma continua, lo cual afecta la piel y el pelaje.
Hace sus necesidades fuera de la caja sanitaria.
Adopta comportamientos que antes no tenía, tales como rascar los muebles o romper cosas.
Algunos gatos estresados mordisquean prendas de vestir o cualquier tipo de tela.
Tiene cambios de carácter, ya sea que se pone agresivo o se esconde y evita el contacto.
Un gato estresado puede dejar de comer o por el contrario, comer mucho más de lo normal.




¿EL ESTRÉS PUEDE ENFERMAR AL GATO?

Tanto los picos altos de estrés (por algo puntual) como las situaciones estresantes que se prolongan en el tiempo pueden afectar la salud física de nuestros felinos.
Los problemas en la piel (dermatitis), en el aparato urinario (cistitis idiopática) y los trastornos digestivos, son los efectos más comunes del estrés en los gatos.
Nota: Los síntomas de estrés en el gato también se pueden corresponder con los de algunas enfermedades. Cuando el gato presenta alguno de ellos se recomienda llevarlo a la veterinaria para que sea examinado

Share Button
Como saber si el gato está enfermo

Se puede saber si un gato está enfermo observando los cambios que presenta en su aspecto físico, hábitos o actitudes Leer completo

¿Porqué los gatos se esconden?

¿Tu gato se esconde y por más que lo llamas no aparece? Muchas veces parece que el gato se esconde Leer completo

Importancia de los bigotes del gato

¿Sabías que los bigotes del gato son importantes para su supervivencia? Los bigotes del gato en realidad no son "bigotes" Leer completo

Historia verídica sobrenatural con una gata

Historia enviada por una visitante de la página Yo tengo una historia para compartir con todos, es pequeña pero real. Leer completo

Deja un comentario